INDICE DE RECETAS

viernes, 1 de noviembre de 2013

MIGAS GRANAINAS. MIGAS DE SÉMOLA DE TRIGO.

Hoy toca otro invitado al blog, se trata del gran Juan Ruiz, creo que fue uno de los primeros en pedirme el plato, y viéndolo con la pasión que hablaba de ese plato nada más pedírmelo le compré la idea y allá voy, el me dijo que quería unas migas de harina como las que hacía su abuela en Granada, en mi casa en Novelda mi abuela también hacía algunas veces migas, pero en mi tierra se hace con pan nunca las había probado con "harina".

Pues bien me puse a investigar un poco y la "harina" es sémola de trigo, así que fui al mercado del Olivar, que para mí es todo un referente,  compré sémola de trigo molida, y me puse manos a la obra.

También da la casualidad que la semana pasada estuve en Granada y uno de los platos que pedí fue migas para probar como estaban, sinceramente no me gustaron mucho, las encontré bastante sosas y según mi parecer no muy bien cocinadas, la verdad que de los restaurantes que visité en Granada y fueron cuatro ninguno me dejo sorprendido, si tengo que destacar uno de ellos lo haría con el Huerto de Juan Rana, pero lo destacaría más por la belleza del entorno que por la comida. 

Bueno nos dejamos de hablar y vamos al tema!!!.  Se que me enfrentaba a un reto muy grande, y ese reto era devolver a Juan el sabor de las migas de su abuela que hace años que no comía, hay cosas que se olvidan en la vida, pero hay otras que permanecen en nosotros hasta nuestra muerte, y una de ellas es el sabor de los platos de nuestra abuela.

Vamos a por ellos que son POCOS, COBARDES, PERO HAMBRIENTOS.

INGREDIENTES.


  • 500 Gr. de sémola de trigo molida.
  • 350 cl. agua.
  • 175 cl. aceite.
  • 1 cabeza de ajos.
  • 5 chorizos buenos.
  • 150 gramos de panceta ibérica.
  • 2 Racimos de uva del Vinalopó.
  • 1 pimiento rojo.
  • 1 cucharada de pimentón dulce.
  • sal.
  • Una cayena pequeña cortada muy fina para darle un poco de hijoputez al plato.

ELABORACIÓN.

En primer lugar  ponemos a calentar el aceite en un perol de fondo ancho, una vez caliente añadimos los ajos que previamente los hemos marcado uno a uno por el medio con un cuchillo, esto siempre a fuego lento, pasados unos minutos y cuando los ajos empiezan a dorar le añadimos la panceta que previamente hemos cortado en dados.





En este momento ya le podemos dar un poco más de alegría al fuego, añadimos a continuación los chorizos cortados más o menos de dos centímetros, removemos bien y dejamos que se vaya haciendo todo, por último añadimos el pimiento rojo cortado a tiras no muy finas y moviendo de vez en cuando dejamos que se vaya friendo todo.
Una vez frito, se retira todo menos los ajos y reservamos.



Ahora viene un paso importante en la receta, retiramos del fuego el perol. Añadimos el agua, eso lo hacemos para evitar que salte el aceite con el contacto del agua. 









Una vez hecho lo volvemos a llevar al fuego y lo ponemos muy fuerte hasta llevar a ebullición, ahora es el momento de echar la sal,  el pimentón dulce y la cayena pequeña picada, me gusta poner a los platos ese puntito de picante ya que le da ese toque canalla que a mí tanto me gusta.
Una vez el agua empieza a hervir nos preparamos para trabajar ya que el cocinero que hace las migas ese día no hace falta que vaya al gimnasio, el brazo lo tendrá bastante trabajado.



Incorporamos la sémola de trigo y empezamos a mover constantemente, se tiene que mover con una pala de inox mejor que de madera, ya que se tiene que cortar constantemente la masa que tenemos en el perol.
Cada 5 minutos aproximadamente tenemos que ir probando de sal y rectificar si es conveniente.






En el transcurso de los minutos veremos como la masa se va convirtiendo en migas gordas, y poco a poco se van haciendo migas muy finas, pequeñas pelotillas, tenemos que mover constantemente, la olla tiene que estar limpia completamente y no tenemos que permitir que se peguen a ella ni un momento, para eso lo más importante mover, mover y mover. 





Cuando han transcurrido alrededor de 25 minutos las migas casi han cogido su punto de cocción, así que echamos los chorizos, la pancita y el pimiento rojo, movemos un poquito y las migas quedan listas. 







Se me ha olvidado comentaros una cosa, los ajos han ido perdiendo su piel, ya que los ajos que hemos puesto en un principio, y con el constante trabajo con la pala estos han sido machacados y la piel la han soltado, yo las he pescado y retirado del perol.







Este plato gana muchísimo si lo acompañamos con uva de mi tierra, muy importante, la uva que compréis que sea uva con Denominación de Origen UVA EMBOLSADA DEL VINALOPÓ.









Solo un pequeño comentario más, la sartén cuando se hacen migas no se pasa por el grifo después de cocinar, con una servilleta de papel se limpia, después unas gotas de aceite, se vuelve a pasar una servilleta para distribuir el aceite homogéneamente por toda el perol y a la despensa.






Ale xiquets a disfrutar que la vida son dos dies!!


La música elegida para cocinar este plato, ha sido Enrique Morente y también su hija Estrella, en la hora aproximadamente de elaboración he estado un poco de flamenco, pero la canción que me parece preciosa, es la de VOLVER la versión que hizo Estrella Morente para la película Volver de Almodovar.


Hasta pronto amigos.